logo ucentral

adios semestre ACN

logo sintopia acn

acnfacebookacnyoutubeacninstragram

COM_MINITEKLIVESEARCH_RESULTADOS
Joomla Categories

LogoACN Movil

fb  tweet  youtube  instagram 

SENDÁ: la nueva alternativa política

arevalo1

Foto cedida por: SENDÁ

 

Por: Laura Camila Arévalo

 

Leonard Rentería, el joven que decidió tomar el micrófono y enfrentar al expresidente Álvaro Uribe en Buenaventura, defendiendo el sí al plebiscito a pesar de su condición de víctima del conflicto, es una de los integrantes de SENDÁ, la nueva alternativa política que está en proceso de construcción. Este joven que ahora conoce todos los medios masivos de comunicación por el ruido que generó a causa de esta intervención, cree que es posible y viable que las personas tomen la rienda de sus entornos, desde sus barrios hasta las decisiones más importantes que deban tomarse a nivel nacional.

SENDÁ, palabra que pertenece a la lengua palenquera y que traduce: SOMOS, pretende devolverle a la ciudadanía la capacidad de imaginar posible una vida digna en este país. Creen posible que nos convirtamos en ciudadanos 3.0, con derechos, deberes, pero sobre todo, oportunidades. Leonard y varios líderes juveniles a nivel nacional, componen este nuevo partido naciente que busca irrumpir con la política nacional, para dejar de “hacerle la vuelta a los políticos de siempre”, y transformar la cultura política tradicional.

En Colombia, generar acciones políticas eficientes es un reto que necesita de algo más que ganas. Por eso, tener personas que no solo tengan ideales de justicia, trasformación y cambios positivos en el país, sino también visibilidad y un poder influyente importante, pueden ser vitales para que estos proyectos no se frustren en la mitad del camino. En SENDÁ, hay un ADN con premisas claves para direccionar sus acciones, y una de estas premisas es que no se convertirán en la plataforma para ningún político que quiera aprovechar la iniciativa. Se cansaron de los caudillos y de “cargarle los ladrillos a los de siempre”, por eso sus líderes puede que no tengan la misma visibilidad de los políticos grandes, pero le apuestan a que su reconocimiento sea resultado de sus trabajos dedicados a la defensa de convicciones que conviertan este país en un lugar más amable para vivir.

Los líderes serán personas cómo Yolanda Perea, lideresa de la Mesa de Víctimas en Rio Sucio, y víctima del conflicto, defensora de los derechos humanos de las mujeres y víctimas de la guerra. Leandra Robelo, líder y asidua defensora de los derechos humanos de los jóvenes y niños en los Montes de María y por supuesto Leonard Renteria, líder, defensor de los derechos humanos y activista político en Buenaventura. Ellos serán los candidatos a las próximas circunscripciones especiales para la paz de 2018. Lograr que las personas comiencen a enfocar su atención en estos candidatos hace parte de la transformación política, social y cultural que pretenden lograr.

Otra de las premisas del ADN de SENDÁ, es construir un rompecabezas con todas las ideas y proyectos que alimenten la iniciativa, atrayendo e integrando más líderes y personas que quieran participar en la nueva política que se producirá desde el partido. Será también uno de los grandes retos que tendrán que superar, ya que no siempre las opiniones coinciden, y el tiempo empleado intentando incluir a todas las personas que integren el grupo será extenso. No es imposible llegar acuerdos, pero si es una tarea difícil contrastar tanta diversidad que quieren rejuntar. Juliana Hernández, integrante de SENDÁ, menciona que “al ser una plataforma descentralizada y darle cabida a todos y todas en la toma de decisiones, los debates suelen alargarse y convertirse en discusiones más complejas”.  

 

arevalo2

Foto cedida por: SENDÁ

 

El primer encuentro ocurrió en Sasaima, donde se reunieron varios líderes sociales que completan seis meses trabajando por la construcción del partido. Todos con miras a fortalecer los proyectos de cómo sería el poder justo e ideal que pueda ejercerse socialmente, y la renovación política que requiere Colombia.  En el 2020 aspiran a conseguir el poder territorial estratégico. Esto se refiere a intervenir las partes más afectadas por la violencia, apatía y desligue político para generar transformaciones sociales contundentes.

Su financiación, cómo la de cualquier partido, no es barata, y siendo conscientes que esta es una de sus debilidades, sumando a esta lista que las personas que serán las caras del partido no son altamente reconocidas a nivel nacional, tienen un plan en el cual a través de las donaciones podrán comenzar a recolectar los recursos que necesitan para subsistir como organización. Pero, ¿cómo va donar la ciudadanía dinero a una causa desconocida?, Diego Cancino, asesor del Alto Comisionado para la Paz y uno de los pioneros de este proyecto, menciona que trabajando con la comunidad y con pequeñas acciones que generen confianza, las personas comenzarán a ver los resultados de lo que pretende SENDÁ. “Nos vamos a financiar con las donaciones de la gente que comience a ser testigo de la esencia de SENDÁ. Con la ayuda de los cientos de ciudadanos que se identifiquen con nuestras ideas y que puedan confiar en las acciones y no en las promesas. También buscamos empresarios pequeños que quieran apoyarse y florecer en una economía nacional más justa”.

SENDÁ busca reconstruir el poder local y territorial que puede tener el acceso a gobernar el Estado. La constante participación ciudadana será la que incida de forma contundente, y para quienes no son parte de la política, una opción para interesarse por propuestas e ideas legítimas y transparentes. Es una oportunidad para que hagan parte de escenario político, ya que el movimiento está interesado en que las personas que lo integran representen la diversidad de Colombia.

Critican la minusvalía que hemos desarrollado los colombianos, “hemos naturalizado la idea de que somos menos que el resto. Vamos en contra de las clases políticas que nos han quitado lo público. La unión es vital para generar cambios y por eso vamos en pro de construir una identidad colectiva”.

SENDÁ tiene muchos retos para lograr ser algo más que una idea. Trabajan constantemente y aunque las metas parecen lejanas en un país donde ha sido muy difícil transformar la cultura política a la que nos acostumbramos, no dan lugar a las dudas sino al trabajo. Creen que desconcentrar el poder desde los territorios, será el primer escalón que logrará en un futuro cercano posicionarlos cómo el nuevo partido político que reúna toda la diversidad nacional, y trabaje en pro de sus derechos a una vida digna.

CULTURA

ACTUALIDAD

SENDÁ: la nueva alternativa política

arevalo1

Foto cedida por: SENDÁ

 

Por: Laura Camila Arévalo

 

Leonard Rentería, el joven que decidió tomar el micrófono y enfrentar al expresidente Álvaro Uribe en Buenaventura, defendiendo el sí al plebiscito a pesar de su condición de víctima del conflicto, es una de los integrantes de SENDÁ, la nueva alternativa política que está en proceso de construcción. Este joven que ahora conoce todos los medios masivos de comunicación por el ruido que generó a causa de esta intervención, cree que es posible y viable que las personas tomen la rienda de sus entornos, desde sus barrios hasta las decisiones más importantes que deban tomarse a nivel nacional.

SENDÁ, palabra que pertenece a la lengua palenquera y que traduce: SOMOS, pretende devolverle a la ciudadanía la capacidad de imaginar posible una vida digna en este país. Creen posible que nos convirtamos en ciudadanos 3.0, con derechos, deberes, pero sobre todo, oportunidades. Leonard y varios líderes juveniles a nivel nacional, componen este nuevo partido naciente que busca irrumpir con la política nacional, para dejar de “hacerle la vuelta a los políticos de siempre”, y transformar la cultura política tradicional.

En Colombia, generar acciones políticas eficientes es un reto que necesita de algo más que ganas. Por eso, tener personas que no solo tengan ideales de justicia, trasformación y cambios positivos en el país, sino también visibilidad y un poder influyente importante, pueden ser vitales para que estos proyectos no se frustren en la mitad del camino. En SENDÁ, hay un ADN con premisas claves para direccionar sus acciones, y una de estas premisas es que no se convertirán en la plataforma para ningún político que quiera aprovechar la iniciativa. Se cansaron de los caudillos y de “cargarle los ladrillos a los de siempre”, por eso sus líderes puede que no tengan la misma visibilidad de los políticos grandes, pero le apuestan a que su reconocimiento sea resultado de sus trabajos dedicados a la defensa de convicciones que conviertan este país en un lugar más amable para vivir.

Los líderes serán personas cómo Yolanda Perea, lideresa de la Mesa de Víctimas en Rio Sucio, y víctima del conflicto, defensora de los derechos humanos de las mujeres y víctimas de la guerra. Leandra Robelo, líder y asidua defensora de los derechos humanos de los jóvenes y niños en los Montes de María y por supuesto Leonard Renteria, líder, defensor de los derechos humanos y activista político en Buenaventura. Ellos serán los candidatos a las próximas circunscripciones especiales para la paz de 2018. Lograr que las personas comiencen a enfocar su atención en estos candidatos hace parte de la transformación política, social y cultural que pretenden lograr.

Otra de las premisas del ADN de SENDÁ, es construir un rompecabezas con todas las ideas y proyectos que alimenten la iniciativa, atrayendo e integrando más líderes y personas que quieran participar en la nueva política que se producirá desde el partido. Será también uno de los grandes retos que tendrán que superar, ya que no siempre las opiniones coinciden, y el tiempo empleado intentando incluir a todas las personas que integren el grupo será extenso. No es imposible llegar acuerdos, pero si es una tarea difícil contrastar tanta diversidad que quieren rejuntar. Juliana Hernández, integrante de SENDÁ, menciona que “al ser una plataforma descentralizada y darle cabida a todos y todas en la toma de decisiones, los debates suelen alargarse y convertirse en discusiones más complejas”.  

 

arevalo2

Foto cedida por: SENDÁ

 

El primer encuentro ocurrió en Sasaima, donde se reunieron varios líderes sociales que completan seis meses trabajando por la construcción del partido. Todos con miras a fortalecer los proyectos de cómo sería el poder justo e ideal que pueda ejercerse socialmente, y la renovación política que requiere Colombia.  En el 2020 aspiran a conseguir el poder territorial estratégico. Esto se refiere a intervenir las partes más afectadas por la violencia, apatía y desligue político para generar transformaciones sociales contundentes.

Su financiación, cómo la de cualquier partido, no es barata, y siendo conscientes que esta es una de sus debilidades, sumando a esta lista que las personas que serán las caras del partido no son altamente reconocidas a nivel nacional, tienen un plan en el cual a través de las donaciones podrán comenzar a recolectar los recursos que necesitan para subsistir como organización. Pero, ¿cómo va donar la ciudadanía dinero a una causa desconocida?, Diego Cancino, asesor del Alto Comisionado para la Paz y uno de los pioneros de este proyecto, menciona que trabajando con la comunidad y con pequeñas acciones que generen confianza, las personas comenzarán a ver los resultados de lo que pretende SENDÁ. “Nos vamos a financiar con las donaciones de la gente que comience a ser testigo de la esencia de SENDÁ. Con la ayuda de los cientos de ciudadanos que se identifiquen con nuestras ideas y que puedan confiar en las acciones y no en las promesas. También buscamos empresarios pequeños que quieran apoyarse y florecer en una economía nacional más justa”.

SENDÁ busca reconstruir el poder local y territorial que puede tener el acceso a gobernar el Estado. La constante participación ciudadana será la que incida de forma contundente, y para quienes no son parte de la política, una opción para interesarse por propuestas e ideas legítimas y transparentes. Es una oportunidad para que hagan parte de escenario político, ya que el movimiento está interesado en que las personas que lo integran representen la diversidad de Colombia.

Critican la minusvalía que hemos desarrollado los colombianos, “hemos naturalizado la idea de que somos menos que el resto. Vamos en contra de las clases políticas que nos han quitado lo público. La unión es vital para generar cambios y por eso vamos en pro de construir una identidad colectiva”.

SENDÁ tiene muchos retos para lograr ser algo más que una idea. Trabajan constantemente y aunque las metas parecen lejanas en un país donde ha sido muy difícil transformar la cultura política a la que nos acostumbramos, no dan lugar a las dudas sino al trabajo. Creen que desconcentrar el poder desde los territorios, será el primer escalón que logrará en un futuro cercano posicionarlos cómo el nuevo partido político que reúna toda la diversidad nacional, y trabaje en pro de sus derechos a una vida digna.

ESPECIALES

BOLETIN ACN                                     

boletin52

PLAYLIST                                            

Logo ACN Pata Blanco


NAVEGACIÓN       

 

Inicio
Actualidad
Cultura
Opinión
Deportes


CONTÁCTENOS            

 

Conmutadores: 323 98 68 y 326 68 20
Extensión 4060 / 4063
Correo: agenciacentraldenoticias@ucentral.edu.co

© 2017 Todos los derechos reservados. ACN | Agencia Central de Noticias. Sede Norte: Calle 75 n.º 16-03 Edificio Violi piso 5, Bogotá - Colombia