logo ucentral

LogoACN

LogoACN Movil

fb  tweet  youtube  instagram 

Tres mundos diferentes en una misma cuadra

Por: María Alejandra Álvarez.

Si está cansado del ruido y ya conoce los lugares más cercanos a la Universidad Central, no tiene que ir muy lejos para sentirse en un restaurante de Chicago o en un café de Europa. A tan solo unas cuadras podrá encontrar lugares distintos con productos exquisitos que lo transportarán a otros países.

Empecemos con un lugar lleno de posters aludiendo a Chicago, en donde puede probar el tipo de pizza más común de dicho estado, la ‘deep dish pizza’, un tipo de pizza que el dueño de Stromboli, Juan Camacho, decidió traer a Colombia con el fin de que la gente que ya la conocía, se transporte y la que no, se enamore en la primera mordida.  

En Stromboli no solo se podrán enamorar de su comida, también de su ambiente acogedor que en el día te hace sentir en el patio de tu casa y en la noche te dará una sensación bohemia, de una noche romántica. Ese es el lugar perfecto para invitar a alguien en un día especial, a donde no solo van parejas sino también van ‘parches de amigos’, a los que Juan define como los que quieren pasarla bien un viernes que aparte de comer pizza, se quieren tomar unos tragos.

  

En cuanto al servicio en Stromboli, Juan dice: “Desde el comienzo se quiso que las personas se sintieran en un ambiente familiar”. Como dice en su slogan a la entrada, “triunfá en el amor”, en donde se siente el cariño en la atención, en la preparación de la comida y en la escenografía. Sí quizás las cosas del amor no son lo suyo y lo que usted quiere es ‘parchar’ con sus amigos, lo podrá hacer los viernes; puede ir y disfrutar de “Napolisalsa”, una mezcla de canciones escogidas por el dueño y propuestas por él mismo, en donde invita a la gente a que se pare a bailar o, simplemente, que escuche unos ‘buenos temas’.

En este lugar se cambia el concepto que tenemos los colombianos sobre la pizza, pues solo pensamos en dos sabores al escoger, la hawaiana y la de pollo y champiñones. En Stromboli podrán encontrar distintos sabores que en el momento de leer la carta suenan raros y parecieran combinaciones un poco extrañas, pero que al momento de llegar a la mesa solo crearán más amor por la pizza.

Por otro lado, dándole gusto a los adictos a las hamburguesas y a tan solo unas cuadras de Stromboli, encontrarán Smoking Burgers, un restaurante que también ha cambiado el concepto de la comida rápida como dice su slogan: ‘It's not fast food, it's good food fast’ (No es comida rápida, es buena comida rápida). Smoking Burgers es un hijito de Smoking Molly, un reconocido restaurante de hamburguesas ubicado cerca del Museo Nacional, el cual lleva un buen rato en el mercado y ha pegado en la zona del Centro Internacional.

Sus hamburguesas son inspiradas en el sabor del sur de Estados Unidos. Los comensales podrán encontrar una gran mezcla de sabores como la Spicy Honey, un hamburguesa que tiene una deliciosa de miel, con la que los cocineros son bastante generosos y la que, literalmente, se desborda por todo el plato. Simplemente, es para chuparse los dedos.

Además, si en su ‘parche’ de amigos ya  hay alguno que tenga un hábito de comida especial o no sea muy fan de la carne, no se preocupe. Para ellos también hay productos; uno de estos, es una hamburguesa en la que la proteína y la base de carne es cambiada por un delicioso centro de garbanzos.  

En este lugar también se puede disfrutar de un gran repertorio musical para amenizar la tarde. Es un lugar perfecto para estar con amigos y, por qué no, comer una hamburguesa junto a unas cervezas bien frías.


Para finalizar el día y sentirte en alguna calle de Madrid, podrás compartir un buen café en Bourbon Café, un lugar en donde desde la entrada sientes un ambiente diferente al de todos los cafés de la ciudad y en el cual uno queda asombrado con su decoración. Es impecable, desde los muebles hasta el uniforme de los baristas que brindan su mejor servicio.

En este sitio se pueden encontrar grandes tostadoras de café y usted puede  disfrutar un café ‘recién hechecito’, cumpliendo con el fin que tenían su creadores, Paola Laguna y José Alberto Rosero, de brindar toda una experiencia alrededor del café, a través del producto, las técnicas de preparación y los orígenes del mismo.

Todo el conocimiento sobre café se ve reflejado en la variedad de bebidas a base de este producto que hay en el lugar, en donde a pesar de que los pedidos se demoran un poco en llegar a las  mesas, los visitantes tendrán la certeza de que su pedido será de gran calidad.

La decoración y el diseño del lugar hace  que uno se sienta como en una casa de campo, rodeado de plantas y naturaleza, alejándose del ruido y de la contaminación de los alrededores, a pesar de estar a solo un paso de la tormentosa avenida Caracas. Es un lugar que literalmente transporta y  hace que uno se aleje por un momento de la realidad. Un lugar tan mágico que al final de tomarte tu café la misma taza te dirá... ¡Gracias!

 

CULTURA

ACTUALIDAD