logo ucentral

logo sintopia acn

acnfacebookacnyoutubeacninstragram

COM_MINITEKLIVESEARCH_RESULTADOS
Joomla Categories

LogoACN Movil

fb  tweet  youtube  instagram 

La semiótica en “Yo perreo sola”, de Bad Bunny

Bad Bunny

Por: Laura Paola Novoa Rodríguez

El tema que aquí nos concierne, analizar y opinar, es la narrativa visual que Bad Bunny maneja en su vídeo de “Yo perreo sola”; para muchos, esta grabación es una cita directa al feminismo y al empoderamiento de la mujer, ya que al ser un cantante de reguetón y trap, está cuestionando y retando la idea de ilustrar al hombre con su masculinidad tóxica[1] rodeado de muchas mujeres que obtiene por dinero, es decir, está dándole un giro nuevo a la contextualización de este género musical; siendo esta obra cultural tendencia mundial. En este escrito quisiera exponer otras miradas semióticas para resaltar su importancia en la opinión pública.

Debemos comprender que dentro de lo audiovisual y la comunicación, nada se deja al azar, por lo que cada elemento, color e interpretación tiene una función específica dentro de la construcción de un mensaje. Es menester exponer que Bad Bunny maneja seis espacios y colores diferentes alrededor de su vídeo; por ahora los analizaré brevemente para constatar el mensaje que este cantante puertorriqueño quiere dar a la sociedad, frente a las distintas problemáticas sociales que estamos viviendo.

Empezaré por referirme al tema más cercano para todos, el coronavirus; en el minuto 2:26 del vídeo se ve a Bad Bunny con un traje, no muy convencional, de médico con un mensaje en su bolsillo que dice “save yourself”, lo que significa “cuídate”, haciendo referencia a la pandemia, ya que luego se le ve usando antibacterial en sus manos[2]. El hecho de que el mensaje haya sido “cuídate” y no “quédate en casa”, es porque hay muchas personas que deben salir para trabajar, como el personal de salud, que igual deben cuidarse a toda costa. Es así como esta escena es una forma de agradecimiento especial para ellos por su importante labor.

No es fortuito que, en el espacio rojo, se muestre al cantante transformado en mujer y que detrás de él, haya dos equis haciendo referencia a los cromosomas femeninos (XX), connotando así que el ser mujer es una construcción social tal y como lo dice Monique Witting, “no se nace mujer, se hace”; en otras palabras, si te entiendes como mujer, inmediatamente ante los ojos de los demás, tú genética va a ser igual a la de las mujeres biológicas que la ciencia ha catalogado.

Durante todo el vídeo, Bad Bunny toca aspectos fundamentales sobre el género, como en los espacios amarillo, verde y rosa, donde se eliminan ciertos estigmas como que el color rosado es usado para feminizar o que una mujer debe seguir los estereotipos sociales; así mismo, fortalece otros conceptos como en el espacio verde con los letreros “las mujeres mandan” y “ni una menos”. En el espacio negro rojizo, vemos al cantante con una falda escocesa, donde sus cinco sentidos están encadenados por cinco mujeres con aspectos parecidos a los de los súcubos[3]; lo que podría significar que todos estamos sometidos totalmente a las relaciones e instituciones de poder, por lo que genera una lucha interna por salir de esos sometimientos para poder ser lo que en realidad somos y dejar de ser esclavos simbólicos del sistema.

En esta revisión tan somera como inevitablemente personal, quiero decir que Bad Bunny está haciendo un gran trabajo en el manejo semiótico de sus vídeos; sin embargo, todos sabemos que esto le da una mayor popularidad, conllevando un incremento económico, pero no por eso tenemos que desacreditar el increíble trabajo que realizó junto con su staff. Tenemos que reconocer que este cantante siempre ha estado muy activo en temas políticos y sociales, demostrando así que se preocupa por el bien colectivo. No cabe duda de que, dentro de este vídeo hay un sinfín de mensajes potentes que configuraran, de una manera diferente, la idea del reguetón; que conlleva a que los más jóvenes tengan un acercamiento frente a estas problemáticas, y que por el vídeo del cantante sientan curiosidad ante esa simbología detrás de “Ni una menos” o cualquier otra y empiecen a investigar sobre el tema para entender y actuar frente a las realidades que miles de personas son sometidas a vivir.

https://www.youtube.com/watch?v=GtSRKwDCaZM 

 

[1] Idea rígida de ser hombre basada en los estereotipos como la rudeza, la entereza y la falta de sensibilidad.

[2] Haciendo referencia a los cuidados que han expuesto las diferentes Organizaciones de Salud, donde debemos lavarnos las manos constantemente y tener un uso adecuado con el gel antibacterial para prevenir el contagio de bacterias que pueden tener síntomas similares a los del virus.

[3] Según las leyendas medievales, son demonios que toman la forma de mujeres atractivas para seducir a los varones introduciéndose en sus sueños y fantasías.

CULTURA

ACTUALIDAD

La semiótica en “Yo perreo sola”, de Bad Bunny

Bad Bunny

Por: Laura Paola Novoa Rodríguez

El tema que aquí nos concierne, analizar y opinar, es la narrativa visual que Bad Bunny maneja en su vídeo de “Yo perreo sola”; para muchos, esta grabación es una cita directa al feminismo y al empoderamiento de la mujer, ya que al ser un cantante de reguetón y trap, está cuestionando y retando la idea de ilustrar al hombre con su masculinidad tóxica[1] rodeado de muchas mujeres que obtiene por dinero, es decir, está dándole un giro nuevo a la contextualización de este género musical; siendo esta obra cultural tendencia mundial. En este escrito quisiera exponer otras miradas semióticas para resaltar su importancia en la opinión pública.

Debemos comprender que dentro de lo audiovisual y la comunicación, nada se deja al azar, por lo que cada elemento, color e interpretación tiene una función específica dentro de la construcción de un mensaje. Es menester exponer que Bad Bunny maneja seis espacios y colores diferentes alrededor de su vídeo; por ahora los analizaré brevemente para constatar el mensaje que este cantante puertorriqueño quiere dar a la sociedad, frente a las distintas problemáticas sociales que estamos viviendo.

Empezaré por referirme al tema más cercano para todos, el coronavirus; en el minuto 2:26 del vídeo se ve a Bad Bunny con un traje, no muy convencional, de médico con un mensaje en su bolsillo que dice “save yourself”, lo que significa “cuídate”, haciendo referencia a la pandemia, ya que luego se le ve usando antibacterial en sus manos[2]. El hecho de que el mensaje haya sido “cuídate” y no “quédate en casa”, es porque hay muchas personas que deben salir para trabajar, como el personal de salud, que igual deben cuidarse a toda costa. Es así como esta escena es una forma de agradecimiento especial para ellos por su importante labor.

No es fortuito que, en el espacio rojo, se muestre al cantante transformado en mujer y que detrás de él, haya dos equis haciendo referencia a los cromosomas femeninos (XX), connotando así que el ser mujer es una construcción social tal y como lo dice Monique Witting, “no se nace mujer, se hace”; en otras palabras, si te entiendes como mujer, inmediatamente ante los ojos de los demás, tú genética va a ser igual a la de las mujeres biológicas que la ciencia ha catalogado.

Durante todo el vídeo, Bad Bunny toca aspectos fundamentales sobre el género, como en los espacios amarillo, verde y rosa, donde se eliminan ciertos estigmas como que el color rosado es usado para feminizar o que una mujer debe seguir los estereotipos sociales; así mismo, fortalece otros conceptos como en el espacio verde con los letreros “las mujeres mandan” y “ni una menos”. En el espacio negro rojizo, vemos al cantante con una falda escocesa, donde sus cinco sentidos están encadenados por cinco mujeres con aspectos parecidos a los de los súcubos[3]; lo que podría significar que todos estamos sometidos totalmente a las relaciones e instituciones de poder, por lo que genera una lucha interna por salir de esos sometimientos para poder ser lo que en realidad somos y dejar de ser esclavos simbólicos del sistema.

En esta revisión tan somera como inevitablemente personal, quiero decir que Bad Bunny está haciendo un gran trabajo en el manejo semiótico de sus vídeos; sin embargo, todos sabemos que esto le da una mayor popularidad, conllevando un incremento económico, pero no por eso tenemos que desacreditar el increíble trabajo que realizó junto con su staff. Tenemos que reconocer que este cantante siempre ha estado muy activo en temas políticos y sociales, demostrando así que se preocupa por el bien colectivo. No cabe duda de que, dentro de este vídeo hay un sinfín de mensajes potentes que configuraran, de una manera diferente, la idea del reguetón; que conlleva a que los más jóvenes tengan un acercamiento frente a estas problemáticas, y que por el vídeo del cantante sientan curiosidad ante esa simbología detrás de “Ni una menos” o cualquier otra y empiecen a investigar sobre el tema para entender y actuar frente a las realidades que miles de personas son sometidas a vivir.

https://www.youtube.com/watch?v=GtSRKwDCaZM 

 

[1] Idea rígida de ser hombre basada en los estereotipos como la rudeza, la entereza y la falta de sensibilidad.

[2] Haciendo referencia a los cuidados que han expuesto las diferentes Organizaciones de Salud, donde debemos lavarnos las manos constantemente y tener un uso adecuado con el gel antibacterial para prevenir el contagio de bacterias que pueden tener síntomas similares a los del virus.

[3] Según las leyendas medievales, son demonios que toman la forma de mujeres atractivas para seducir a los varones introduciéndose en sus sueños y fantasías.

ESPECIALES

PLAYLIST                                            

Logo ACN Pata Blanco


NAVEGACIÓN       

 

Inicio
Actualidad
Cultura
Opinión
Deportes


CONTÁCTENOS            

 

Conmutadores: 323 98 68 y 326 68 20
Extensión 4060 / 4063
Correo: agenciacentraldenoticias@ucentral.edu.co

© 2017 Todos los derechos reservados. ACN | Agencia Central de Noticias. Sede Norte: Calle 75 n.º 16-03 Edificio Violi piso 5, Bogotá - Colombia